Sobre la casa

Un caserío árabe entre campos de olivos

“La Casa de los dineros” en Ben-Amil de abajo es el nombre que se le daba antiguamente a este caserío único e irremplazable. La finca consta de 60 hanegadas de campos de olivos con los cuales se produce aceite de oliva virgen-extra de la mejor calidad. Además de los olivos, en la finca también podemos encontrar una acogedora pinada, gran variedad de plantas aromáticas y un huertecito en el que plantamos frutas y verduras con todo nuestro amor.

La casa consta de diferentes espacios multidisciplinares, como el estudio de danza, con suelo especial y un gran espejo, o el estudio de arte y la galería… además cuenta con dos amplios y comunicados salones con chimeneas, un horno moruno de leña, un patio interior con chimenea, amplio jardín, piscina, garajes y gran espacio de aperos, que unidos a la abundante naturaleza de alrededor, invitan al descanso, la reflexión y la tranquilidad creativa.